Cruces de BorgoñaLos diablos de la nocheRegulares de Alhucemas1917. La Revolución RusaTormenta sobre EuropaRevista Ares n.º 59
 x 
Carro vacío

stug3-l

Espa単olEnglish (UK)
Resultados 1 - 20 de 89
Página 1 de 5
campanaderusia

La campaña de Rusia. 1941-1945. Nuevas perspectivas

En 1941, cuando la Wehrmacht se abalanzó sobre la URSS parecía un ejército invencible. Pero algo fallaba, aunque el gran público aun no lo notara: los planes alemanes calculaban que para finales de agosto el Ejército Rojo ya iba a estar liquidado, y no solo no lo estaba sino que seguía combatiendo.
Los estrategas alemanes tenían muy claro que la única guerra que el Reich podía ganar era mediante una serie de cortas y victoriosas campañas relámpago, separadas entre sí por los meses suficientes para que Alemania y su Wehrmacht recuperara fuerzas. Así se esperaba que fuera la Campaña de Rusia. La Blitzkrieg pasó a la historia ante Moscú. 
La derrota alemana en Stalingrado fue la segunda batalla decisiva de la Segunda Guerra Mundial: Alemania, sin el petróleo del Cáucaso, ya no podría ganar la guerra, de ningún modo. Pero aún el conflicto podía acabar «en tablas».
Kursk iba a ser la tercera batalla decisiva de la Segunda Guerra Mundial, pues demostró que Alemania iba a perder la guerra: su principal activo, su máquina militar, había perdido su antiguo poder decisorio.
De las innumerables derrotas causadas a la Wehrmacht por el Ejército Rojo en 1944, ninguna tan completa y humillante como la registrada en la llamada «Operación Bagration», lanzada el 22 de junio de 1944, en la que todo el Grupo de Ejércitos Centro alemán fue fulminado, en la mayor derrota de toda la historia militar alemana. 

 

12,00 €
dto.:
bajolabota

Bajo la bota de Churchill y Stalin

Al igual que sucedió en el «Gran Juego» durante siglo XIX, Gran Bretaña y Rusia volvieron a pugnar por el Asia Central una vez comenzada la Segunda Guerra Mundial. Esta competencia entre Londres y Moscú, se materializaría mediante el ataque de objetivos al Eje sobre la región, como sucedió en Persia, o agrediendo a un aliado como China en el caso del Turkestán.
La invasión anglo-soviética de Irán en 1941 abrió el teatro de operaciones centro-asiático tras producirse la alianza de Teherán con Alemania. La campaña que como era evidente estuvo decidida de antemano, se prolongó varias semanas gracias a la heróica resistencia de un modesto ejército iraní que combatió sobre desiertos y montañas a fuerzas inmensamente superiores.
Sinkiang fue el otro foco de conflicto cuando la URSS irrumpió en esta agitada provincia, disputada con China. Conocido el incidente como «Rebelión Ili» tras el levantamiento de los uigures, las dos grandes potencias, que casualmente estaban en el mismo bando, libraron una guerra no declarada entre 1944 y 1945 que dejó decenas de miles de muertos y a punto estuvo de provocar un cisma entre los Aliados occidentales.
12,00 €
dto.:
tempestadeuropa93

Tormenta sobre Europa

En 1942 la Octava Fuerza Aérea estadounidense, operando desde bases en el sur de Inglaterra, comenzó una campaña de bombardeo diurno sobre objetivos en la Europa continental que se prolongaría hasta el final de la guerra. Dicha campaña daría lugar a encarnizadísimas batallas aéreas sobre los cielos de la Europa dominada por Alemania que acabarían con la derrota de la Luftwaffe, aunque el precio pagado por las dotaciones de los cuatrimotores estadounidenses sería muy elevado. 
Volando en formaciones cada vez más grandes, inicialmente sin escolta de cazas, las fortalezas volantes B-17 y los grandes B-24 Liberator se enfrentarían a los agresivos cazas alemanes, que tendrían que desarrollar tácticas adecuadas para enfrentarse a la enorme potencia de fuego defensivo de los boxes norteamericanos. No sería hasta la entrada en servicio de los cazas de escolta de largo alcance, especialmente cuando llegó la hora del formidable P-51 Mustang, que los interceptores alemanes se encontraron finalmente en una situación de clara desventaja. 
A diferencia de la devastadora y sangrienta campaña nocturna lanzada por el Bomber Command británico, los bombarderos norteamericanos estaban decididos a demostrar que era posible un bombardeo selectivo sobre objetivos estratégicos escogidos que podían ahogar la economía y el esfuerzo bélico alemán, minimizando las bajas civiles. Si tuvieron éxito en su empeño o fracasaron podrá apreciarlo el lector tras la lectura de estas páginas.
12,00 €
dto.:
vizcayaenguerra

Vizcaya en guerra

A finales de marzo de 1937, Franco decidió centrar todo su esfuerzo ofensivo sobre Vizcaya. Esta decisión vino acompañada de innovaciones estratégicas y tácticas, renunciando a las maniobras limitadas y con pocos efectivos para organizar una verdadera y moderna máquina de guerra. Ejecutar las operaciones con rapidez y habilidad, explotando la sorpresa y sin perder la iniciativa, serían las claves del éxito nacional. Este nuevo modo de hacer la guerra que combinaba el empleo táctico de la aviación con la infantería, comenzó a ensayarse durante la campaña de Vizcaya. 
Sobre el relativo oasis vizcaíno impactó de lleno el vendaval de la guerra. Sus campos y montes, y sus aldeas y ciudades, comenzarían a teñirse de sangre. Esta lucha a muerte pondrá en evidencia la honda fractura interna existente en el bando gubernamental: en Vizcaya, republicanos y nacionalistas, aliados en teoría, en la práctica demostraron que no compartían objetivos. La desconfianza mutua que entretejió esta alianza tan precaria hizo fracasar cualquier intento seriamente planteado de resistencia. Y es que el Euzko Gudarostea, el Ejército Vasco, se formó según filiaciones políticas y no pudo tener un carácter nacional, y esa fue una de las causas de su debilidad frente a un enemigo mejor organizado y cohesionado.
12,00 €
dto.:
diablosnoche

Diablos de la noche

La única forma que el Imperio Británico tenía de responder en 1940 a la entonces todopoderosa Wehrmacht y de demostrar al mundo que estaba dispuesto a continuar la lucha a ultranza fue mediante la ofensiva que el Mando de Bombardeo británico comenzó tímidamente tras la Batalla de Francia. Pero los comienzos no fueron en absoluto prometedores. 
 
Los medios disponibles eran muy limitados. Los bimotores en servicio tenían una capacidad de carga muy limitada y resultaron muy vulnerables ante la Luftwaffe. La progresiva entrada en servicio de los grandes cuatrimotores cambiaría la situación pero nunca se llegaría a resolver adecuadamente el gran problema del bombardeo nocturno, la identificación correcta del blanco y el lanzamiento con precisión en la zona marcada. 
 
Estos factores se utilizaron para justificar la tan controvertida táctica de bombardeo de área que, bajo la firme mano de Harris, se desarrolló hasta el mismo final de la guerra convirtiéndose en un arma de devastación y terror. El precio que tuvieron que pagar las dotaciones del Mando de Bombardeo fue elevadísimo, convirtiéndose además en injustos olvidados y blanco de las críticas de los propios vencedores, deseosos de lavar su imagen en la victoria. 
12,00 €
dto.:
cruces-borgona

Cruces de Borgoña

La invasión de Rusia por Alemania, en junio de 1941, provocó la aparición de un movimiento voluntario anticomunista que prendió en los diversos países de Europa. Al calor de esta «Cruzada contra el Bolchevismo», fueron brotando un sinfín de unidades de combate y de seguridad que se encuadraron en la maquinaria de guerra y de ocupación de Hitler. Esta obra estudia a uno de tales cuerpos armados surgido en Bélgica, en la región de Valonia: la Legión Valona y sus unidades sucesoras, la Brigada de Asalto SS y la 28ª División "Wallonien" de la Waffen SS. 
 
La Cruz de Borgoña, la enseña de los valones, fue paseada por los escenarios más cruentos de la lucha contra el Ejército Rojo: Donetz, Cáucaso, Tcherkassy, Estonia y Pomerania. Cuatro años de combates sangrientos que terminaron, en abril de 1945, con una derrota inapelable. Traidores para muchos por su colaboracionismo, e idealizados por unos pocos debido a su anticomunismo y a su idea de Europa, los valones al servicio del III Reich escribieron, en cualquier caso, algunos de los episodios más aguerridos de la historia de la II Guerra Mundial. Es hora de conocer su historia, olvidada y dramática donde las haya.
12,00 €
dto.:
regularesalhucemas

Regulares de Alhucemas

Las moharras de las banderas de los Grupos de Regulares lucen decenas de corbatas correspondientes a las más altas condecoraciones colectivas al valor ganadas en los campos de batalla. Son el reflejo de uno de los más brillantes historiales del Ejército español. En una de ellas, bajo la Cruz Laureada de San Fernando, puede leerse lo siguiente: «1ª Cía. del VI Tábor – ALHUCEMAS Nº 5 - PARQUE del OESTE MADRID». 
 
El día 20 de abril de 1938, la citada compañía guarnecía unas vitales trincheras en el parque, cuña avanzada del sector que los nacionales mantenían con tesón en la Ciudad Universitaria, a las mismas puertas de la capital. Tres voladuras de sendas minas seguidas por el asalto de todo un batallón del Ejército republicano romperían la paz de aquella madrugada, llegándose al cuerpo a cuerpo en una lucha feroz que se prolongó durante horas.
 
Su capitán, don Antonio Vaquero Santos, ganaría por ello la Laureada individual y sus hombres, los áscaris de Alhucemas, la colectiva. Esta es su historia. 
12,00 €
dto.:
eslava

Sebastián Eslava. Un héroe robado a España

Pasados los actos conmemorativos de 275 aniversario de la victoria española en Cartagena de Indias y tras decenas de publicaciones sobre lo allí ocurrido, reivindicamos la figura de uno de los mejores generales de nuestro Ejército, gestor indiscutible de la victoria, al que, por desconocimiento o mala fe, se le ha ignorado en el mejor de los casos cuando no vejado y calumniado: Sebastián de Eslava y Lazaga 
Tras una meteórica carrera iniciada en la Guerra de Sucesión, en 1739 es ascendido a teniente general, siendo designado a frente del Virreinato y Capitanía General del nuevo Reino de Granada con la presidencia de la Audiencia de Santa Fe.
En 2016 perdimos la oportunidad de reivindicar colectivamente la victoria de las armas españolas sobre los ingleses, victoria que junto a personalidades como Eslava, Lezo o Desnaux tuvo como protagonistas a los infantes de los Regimientos «España» y «Aragón», a las unidades de milicias, a las de los pardos, a los indios del interior, a los marinos, artilleros de la armada, infantes de marina y los civiles de Cartagena.  
11,40 €
dto.: 0,60 €
laguerrahaterminado

La guerra ha terminado. Los últimos días de la República

«En el día de hoy, cautivo y desarmado el Ejército Rojo, han alcanzado las tropas nacionales sus últimos objetivos militares. La guerra ha terminado. El Generalísimo Franco, Burgos, 1 de abril de 1939.»
 
Suele decirse que los dos periodos más delicados de un conflicto armado son sus inicios y su final. Antes de poder emitir el contundente parte con que los vencedores daban por concluida la Guerra Civil española, la contienda fratricida vivió efectivamente un trimestre vertiginoso, con un contexto internacional cada vez más enrarecido.
 
La caída de Cataluña, la última gran ofensiva republicana en Extremadura, el golpe del coronel Casado en Madrid, los sucesos de Cartagena, los planes del Ejército nacional para una demoledora ofensiva final, las conversaciones de Gamonal en busca de una paz honrosa para los vencidos, el éxodo republicano, el hambre, la esperanza, el miedo… son todos sucesos ocurridos durante esos primeros tres meses de 1939 y dan origen a este libro resumen de tales acontecimientos.
11,40 €
dto.: 0,60 €
nolucharonsolos

No lucharon solos. Aliados del Eje en la II Guerra Mundial

Setenta años después de su final, el imaginario colectivo de la Segunda Guerra Mundial sigue evocando los combates entre alemanes y soviéticos en el Frente Oriental, o entre japoneses y estadounidenses sobre el océano Pacífico y sus archipiélagos y atolones. 
Nos queda así un incompleto panorama general del choque entre dos bandos, cada uno integrado por tres actores. Poco se sabe de la participación de otros países, especialmente de aquellos que acompañaron a Alemana en sus triunfales campañas a partir de 1941, y que se precipitaron con ella hasta la derrota final.  
En este libro se analiza cuál fue la implicación de cada uno de estos países, sus motivaciones para participar en la lucha, su aportación militar y su destino final. 
Reviviremos el esfuerzo de estas pequeñas naciones que, de una forma hoy inadvertida y poco valorada, contribuyeron a las celebradas glorias militares de la Wehrmacht. Porque los alemanes no lucharon solos.
11,40 €
dto.: 0,60 €
guerramaestrazgo

Guerra en el Maestrazgo

A finales de 2015 la edición valenciana de El País, publicaba un artículo en el que se afirmaba que la Legión Cóndor empleó un arma mortífera en 1938, en cuatro pequeños pueblos del Maestrazgo.

Se trataba de un nuevo «Guernica» que combinaba unos terribles bombardeos sobre supuestos pueblos de la retaguardia republicana, una decisión personal de Hitler y un experimento secreto con unos aviones hasta entonces desconocidos llamados «Stuka»... Si a esto unimos el crédito otorgado a esta truculenta historia en algunos ámbitos universitarios, o las subvenciones concedidas por la administración valenciana para la elaboración y difusión de un documental sobre el tema, llegamos a la cumbre del esperpento.

Los autores de esta obra, con criterios historiográficos rigurosos, investigaciones exhaustivas en archivos españoles y extranjeros, y amplios conocimientos acerca del empleo bélico de los medios aéreos y terrestres utilizados en la campaña del Maestrazgo, desmontan una a una, las mentiras elaboradas en torno a aquel supuesto «Experimento Stuka».

11,40 €
dto.: 0,60 €
espanasoviet

La España Soviética

En el año 1917, acaudillados por los bolcheviques, los soviets de soldados y obreros tomaron el poder en la Rusia Zarista. El mundo actual resulta incomprensible sin conocer lo que supuso la Revolución Rusa y la pervivencia, en gran parte del planeta y durante casi todo el siglo XX, del sistema comunista abanderado por la Unión Soviética. 

En España, la aparición de la URSS y el creciente poderío del comunismo, provocaron un maremoto social y político. Las esperanzas y posibilidades que la Revolución de 1917 trajo al obrerismo, y el miedo atroz de las clases conservadoras a la «dictadura del proletariado», marcan por completo nuestra conflictiva primera mitad del siglo XX.

Este trabajo, en el marco de la Guerra Civil de 1936-1939 y de las diversas insurrecciones acaecidas en años anteriores, ahonda en la actuación de la Internacional Comunista en España y en el impacto que tuvo la Revolución Rusa en el PSOE, la UGT y las fuerzas conservadoras españolas.

11,40 €
dto.: 0,60 €
operacionotto

Operación «Otto». Hitler ocupa Austria

El Anschluss de 1938 es un asunto histórico que ha sido analizado en numerosos textos disponibles en español, pero siempre desde una perspectiva de historia política. Ahora se pretende estudiarlo en su faceta de operación militar.

Es imprescindible, sin embargo, recapitular algunos aspectos de historia política sin los cuales nunca podríamos entender lo sucedido.

La ocupación militar de Austria es un ejemplo de lo que en su día se bautizó como guerra de flores, porque los únicos «proyectiles» que los soldados alemanes tuvieron que afrontar fueron los ramos de flores lanzados por multitudes que, enfervorizadas, los recibían como liberadores.

11,40 €
dto.: 0,60 €
serviciomajestad

Al servicio de su Majestad

Comandos y paracaidistas –genial intuición de Winston Churchill- se convirtieron en la columna vertebral de las operaciones especiales británicas a partir de 1940. Concebidos inicialmente para surgir del mar y actuar en operaciones rápidas y audaces en la Europa ocupada por Hitler, ampliaron poco a poco sus acciones, moviéndose con habilidad tras las líneas enemigas y convirtiéndose en unidades esenciales para el avance Aliado a partir de 1943. 
Mostrar el gran nivel operativo que paracaidistas y comandos británicos lograron a lo largo de la guerra es el propósito de este trabajo. A través de diez operaciones especiales analizaremos, apoyados en gran cantidad de fotos, no solo la planificación y ejecución de las audaces acciones británicas, sino también a los hombres que, luchando por el «Rey y por la Patria» (for King and Country), las dirigieron y las protagonizaron.
11,40 €
dto.: 0,60 €
niedermayer

Von Niedermayer

La vida del general alemán Oskar Ritter von Niedermayer daría, sin duda, para ilustrar varios libros del género de aventuras. Militar de la vieja escuela; inquieto y estudioso; aventurero y políglota; maestro de geopolítica; fascinado por el islam, y converso a una de las ramas del chiismo…
Su gran aportación a la política exterior alemana previa a la Primera Guerra Mundial sería, precisamente, articular un proyecto geoestratégico —en sintonía con los deseos del káiser— para profundizar la alianza con el Imperio otomano y apoyar a los pueblos islámicos sometidos, llamando a la yihad contra Gran Bretaña, Francia y el imperio zarista.
En el período de entreguerras, fue uno de los dos oficiales alemanes que dirigieron durante diez años la oficina que coordinaba las operaciones secretas de la Reichswher germana en Moscú: el "Moskauer Büro".
Al inicio de la Segunda Guerra Mundial, Von Niedermayer pasó a prestar servicios en el Abwehr —el servicio secreto de Canaris—, como experto en temas de próximo y extremo oriente —creando las denominadas "Sonderverband" 287º y 288º, nucleo de lo que sería la Legión Árabe Libre—, aunque su enorme aportación a la causa alemana en el conflicto sería la organización de las denominadas "Legiones Orientales".

12,00 €
11,40 €
dto.: 0,58 €
crisis_en_el_pacifico

Crisis en el Pacífico

La expansión japonesa por el Pacífico había sido fulgurante, barriendo con asombrosa facilidad a cuanta fuerza los aliados habían podido oponer. La Teikoku Kaigun estaba a las puertas de Australia y nada parecía poder detenerlos.
En el mar del Coral se produjo el primer enfrentamiento entre portaaviones de la historia, la primera batalla aeronaval que suponía el combate entre flotas alejadas entre sí cientos de kilómetros. La época del acorazado había pasado a la historia.
Detenidos, pero en absoluto derrotados en este encuentro, los japoneses decidieron intentar atraer a los portaaviones estadounidenses a una batalla en la que podría asestarles un golpe decisivo. Pero en cinco dramáticos minutos, el curso de la guerra en el Pacífico sufrió un giro de 180 grados.

12,00 €
11,40 €
dto.: 0,58 €
dien_bien__phu

Guerra en Indochina

Pocos se acuerdan de una batalla que se desarrolló en 1954 en un remoto valle al norte de Vietnam y que, sin embargo, acabó con el dominio francés en las actuales Vietnam, Laos y Camboya. La batalla de Dien Bien Phu puso fin al colonialismo francés en el sudeste asiático y a la guerra de Indochina. Nació así un país dividido, además supuso para la opinión mundial conocer la existencia de un nuevo Ejército victorioso, el Vietcong, que pararía también, años más tarde, al Ejército estadounidense.
De nada sirvió la heroica defensa de las tropas francesas –que incluían unidades como la Legión Extranjera o las tropas de de élite paracaidistas– ante el esfuerzo titánico de las tropas del general vietnamita Giap.
Este libro resume los acontecimientos, las tropas y mandos enfrentados de esa guerra, que tuvo su colofón en uno de los grandes desastres colonias de la era moderna, así como las acciónes heroicas que realizaron los soldados de ambos bandos.

12,00 €
11,40 €
dto.: 0,58 €
la_i_guerra_mundial_en_africa

La I Guerra Mundial en África

Cuando estalló la Primera Guerra Mundial, el Imperio Alemán contaba con varias colonias en África, distantes entre si. Como la guerra se preveía corta, su función sería secundaria, sin embargo, con la duración del conflicto, África fue un teatro de operaciones donde se unieron lo épico y la leyenda.
Togo tardó pocas semanas en rendirse, rodeada de colonias aliadas. África Sudoccidental presentó fuerte resistencia a los sudafricanos, pero caería en 1915. Las fuerzas alemanas en Camerún resistieron heroicamente dos años sin ayuda exterior.
Pero entre todas ellas destaca África Oriental, donde el general von Lettow consiguió derrotar en numerosas ocasiones a un enemigo inmensamente superior, ser la única unidad alemana en invadir territorio británico y mantenerse operativo hasta el final de la guerra.
Como reconocimiento, von Lettow y sus tropas fueron las únicas que desfilaron triunfales en Berlín tras el final de la Primera Guerra Mundial

12,00 €
11,40 €
dto.: 0,58 €
la_batalla_de_las_ardenas

La batalla de las Ardenas

A finales de 1944, la guerra parecía decidida y su final inminente, ante el desplome de una Wehrmacht agotada y acorralada. Pero Hitler intentaría cambiar el curso de los acontecimientos mediante una última ofensiva en el oeste. Si tenía éxito, tal vez forzara a los aliados a una paz por separado para poder concentrar todas sus fuerzas contra el feroz enemigo soviético.

Para ello eligió un terreno que había propiciado la resonante victoria de mayo de 1940: las Ardenas. Ante las confiadas fuerzas angloestadounidenses, logró concentrar sus reservas y lanzar un ataque con un gran despliegue de medios acorazados, cogiéndolos totalmente por sorpresa.

Durante las primeras y vitales 48 horas parecía que, una vez más, los alemanes podrían lograr una resonante victoria haciendo valer su superioridad cualitativa y táctica. Pero pronto se desvaneció la ilusión y la inusual resistencia y el inevitable contraataque aliado restablecieron el equilibrio en el frente.


 

12,00 €
11,40 €
dto.: 0,58 €
regimientoilac

El Regimiento de Infantería «Isabel la Católica»

Desde el quinto en alpargatas en las frías trincheras del Cerro Muniaín, durante la tercera guerra carlista, hasta el soldado profesional completamente equipado en los áridos parajes de Afganistán, los soldados del Regimiento «Isabel la Católica» han sido testigos de un apasionante y turbulento periodo de la historia de España, y protagonistas de una profunda evolución en el Ejército español y el arte de la guerra.
Sin embargo, de estos 140 años de vida, apenas se conoce el nombre de algunas acciones en las que el regimiento ha tomado parte y, vagamente, cuál ha sido su participación en las operaciones desarrolladas en Bosnia, Kosovo o Afganistán.
Rescatar del olvido no sólo los hechos de armas, sino también sus protagonistas y las condiciones en las que se llevaron a cabo, es un deber de gratitud y el mejor de los homenajes a quienes dieron lo mejor de si mismos, incluso sus propias vidas, al servicio de España.

12,00 €
11,40 €
dto.: 0,58 €
Página 1 de 5

 c/ Estación, 41 - 47004 Valladolid · tfn.: 0034 983 116 527/ 0034 983 290 774 · Contactar  · mapa web

©2018 Galland Books